Venezolanos de la diáspora piden a Biden más sanciones gubernamentales

Venezolanos de la diáspora piden a Biden más sanciones al gobierno de Maduro
Venezolanos de la diáspora piden a Biden más sanciones contra el gobierno de Maduro | AFP

Cincuenta venezolanos residentes en el exterior preguntaron en una carta al presidente de los Estados Unidos, Joe Biden, y otras autoridades, nuevas sanciones y la continuación de investigaciones penales a figuras del gobierno de Maduro. Resaltaron que estas medidas “benefician a los venezolanos de a pie”.

Además, exigieron que se exija la liberación de los presos políticos y la realización de elecciones presidenciales “libres y justas”. Asimismo, que el gobierno de los Estados Unidos apoye la labor investigativa del Corte Penal Internacional (CPI) sobre Venezuela.

La carta, fechada el 21 de abril de 2022, está firmada por más de 50 ciudadanos venezolanos “decentes y moralmente poderosos” que residen en Estados Unidos y España, además de otros países europeos, y que atacan a quienes hacen campaña por ‘la retirada’. sanciones alegando daño al pueblo.

“Quienes se dedican a cabildear por el levantamiento de estas sanciones más bien buscan proteger los intereses económicos de estos delincuentes y no los intereses de los venezolanos”, recalcó.

Además del presidente Biden, los destinatarios de la carta son James Story, embajador de Estados Unidos en Venezuela; Anthony Blinken, Secretario de Estado; Ron DeSantis; gobernador de Florida, así como representantes y senadores del Congreso de los Estados Unidos.

La crisis no viene de las sanciones contra Maduro

Los firmantes de la carta precisan a los destinatarios que la génesis de la «grave crisis económica y estructural» que atraviesa Venezuela es «ajena y anterior a las sanciones» impuestas por Estados Unidos a las figuras del gobierno chavista.

Según él, la crisis que ha significado para los venezolanos «dificultades y humillaciones indecibles bajo lo que se puede definir como un genocidio continuo» y ha provocado el éxodo de millones de personas, se debe en primer lugar a políticas económicas y medidas monetarias «erróneas». implementado «bajo el consejo» de Cuba.

También a la destrucción sistemática del aparato productivo del país y del sector empresarial, al desmantelamiento del estado de derecho y al colapso de la seguridad jurídica. Además de una corrupción sin precedentes en la historia republicana, dice la carta, que detalla cada uno de estos aspectos.

Los firmantes subrayan que las sanciones de Estados Unidos, lejos de estar en el origen de la crisis, “más bien frenan el sufrimiento del pueblo venezolano”. Sintieron que habían contribuido a «cerrar el financiamiento del régimen a actividades delictivas».

Alianzas del gobierno de Maduro

También señalan que el gobierno de Nicolás Maduro es «aliado» de Rusia, Irán, Cuba, Nicaragua y China, y de los cárteles de la droga de Colombia, Bolivia y México, y de «grupos terroristas como Hezbolá, ELN y FARC». .

“Esta alianza criminal internacional sin duda representa un riesgo para la seguridad nacional de Estados Unidos”, agregaron.

También afirman que las sanciones impuestas por Estados Unidos “en ningún momento han resultado en la generación de daño al pueblo venezolano”.

“Ha habido sanciones con efectos directos al régimen y sus funcionarios que violan los derechos humanos (lavadores de dinero y narcotraficantes), y se ha exonerado de sanciones el comercio de alimentos, medicinas y bienes de primera necesidad”.

Más diálogo y sí elecciones libres

Según la carta, “las sanciones han beneficiado a los venezolanos comunes, al coaccionar de alguna manera a los funcionarios corruptos del régimen de Maduro, a invertir parte del dinero robado en la propia economía nacional, para que su capital no se congele en su banco extranjero”. cuentas

También critican la idea de que un diálogo entre la oposición y el gobierno «resolverá los problemas de un país que está bajo tiranía». Recuerdan los intentos fallidos que ya se han hecho.

sobre las elecciones

En materia electoral, afirman que “durante todos estos años, las elecciones realizadas en Venezuela han sido fraudulentas y sin la menor garantía de transparencia”. Enumeran las garantías que se deben exigir para un proceso electoral justo con la participación de los venezolanos en la diáspora.

“El pueblo venezolano no quiere someterse a otra burla. Venezuela exige libertad y verdadera democracia”, dicen los firmantes encabezados por Ernesto Ackerman, de la organización Independent Venezuelan American Citizens y miembro del Partido Republicano de Estados Unidos.

En la lista están comerciantes, empresarios, abogados y otros profesionales, periodistas, líderes comunitarios y un exsenador, Pablo Medina Carrasco.

El periodismo independiente necesita el apoyo de sus lectores para seguir adelante y asegurarse de que las noticias incómodas que no quieren que lea permanezcan a su alcance. ¡Hoy, con su apoyo, seguiremos trabajando duro por un periodismo libre de censura!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.