El Salvador vivió el día más violento del gobierno de Bukele

(CNN Español) – La Policía Nacional Civil confirmó que este sábado se registraron 62 asesinatos, la jornada más violenta desde que Nayib Bukele asumió como presidente de El Salvador en junio de 2019.

La cifra solo se compara, según registros policiales, con los reportados el 15 de agosto de 2015, cuando ocurrieron 57 asesinatos en 24 horas.

El aumento inusual comenzó el viernes cuando las autoridades reportaron 14 homicidios. El promedio en marzo fue de tres muertes por día.

Este aumento llevó incluso al gabinete de seguridad y a la fiscalía a reunirse con el presidente Nayib Bukele la madrugada del sábado y horas después a desplegar policías y militares en diferentes comunidades en un intento por frenar los delitos.

“Mientras luchamos contra los delincuentes en las calles, estamos tratando de averiguar qué está pasando y quién está detrás de esto, financiando esto”, escribió Bukele en Facebook.

El gobierno no ha dicho a qué atribuye el aumento. CNN le ha pedido al Departamento de Comunicaciones más detalles, pero aún no ha respondido.

Mientras tanto, la policía capturó

a varios pandilleros a los que culpa de ordenar el aumento de la violencia.

“Ahora que están capturando a conocidos pandilleros, muchos dicen que en unos días los liberarán. Los volverán a sorprender”. advirtió el presidente en un mensaje en Twitter.

Régimen excepcional

A pedido del Presidente de El Salvador, la Asamblea Legislativa aprobó el estado de emergencia por 30 días en todo el país, con 67 votos de 84 posibles.

“Se hace necesaria la suspensión de ciertos derechos para restablecer el orden”, reza el decreto leído, la madrugada de este domingo, durante un pleno extraordinario.

El decreto aprobado por los diputados, con mayoría oficialista, faculta a las autoridades a suspender derechos como la libertad de reunión, el derecho a la defensa, el período de detención administrativa de hasta 15 días y se permitirá la intervención de las comunicaciones sin siendo absuelto por un juez, como han explicado los parlamentarios.

Conformément à l’article 29 de la Constitution, ces dispositions s’appliquent en cas de guerre, d’invasion de territoire, de rébellion, de sédition, de catastrophe, d’épidémie ou autre calamité générale, ou de troubles graves à l’ orden público.

“Esta nueva Asamblea tomará medidas drásticas y trabajaremos con el presidente Nayib Bukele para darle al pueblo la seguridad que necesita. Es hora de sentarse a comer”, aseguró Caleb Navarro, diputado del oficialista Nuevas Ideas.

“La libertad de expresión o la libertad de movimiento no se verá afectada”, dijo el diputado Walter Coto.

presión de pandillas

El aumento de asesinatos es una de las tácticas de presión que las pandillas han usado en el pasado y continúan usando, explicó a Tiziano Breda, analista para Centroamérica de International Crisis Group (ICG), una organización independiente que trabaja para prevenir guerras y diseñar políticas. CNN, que construirá un mundo más pacífico.

“Siempre han sido mensajes de las pandillas a los gobiernos. Pero es preocupante por la cantidad de homicidios, el día más violento de la administración Bukele”, argumenta Breda.

Según este analista, estos picos repentinos ponen en duda la efectividad del plan de control territorial, al que el gobierno atribuye la disminución de asesinatos desde que Bukele gobierna El Salvador.

«Las pandillas, especialmente la MS13, siempre tienen la capacidad de cambiar las tasas de homicidio si así lo deciden», dice Breda.

En noviembre de 2021, El Salvador registró un nuevo pico de homicidios durante tres días consecutivos. Las autoridades controlaron el aumento al capturar a varios líderes de pandillas.

En 2020, la Fiscalía General de la Nación abrió una investigación para determinar si la actual administración hizo un pacto con las pandillas para reducir los homicidios a cambio de pago de prisión, como sucedió durante la presidencia de Mauricio Funes en 2012.

Sin embargo, Bukele descartó que su gobierno tenga un pacto con las pandillas y atribuyó la reducción a su política de seguridad.

Según cifras del gobierno, desde junio de 2019 se ha producido una reducción de la violencia. En mayo de ese año, el mes anterior a la toma de posesión de Bukele, el promedio de asesinatos era de 9,2.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.